Buscar pareja implica dos cosas fundamentales: sé la persona que te gustaría encontrar. y buscar a alguien que sea lo más parecido posible a ti. Estas dos partes interactúan y se afectan mutuamente.

¿Se atraen los opuestos? Sí, sí atraen, pero generalmente con el paso del tiempo no les va muy bien. Como norma general, es más efectivo buscar a alguien que sea lo más parecido a nosotros como sea posible. Aunque, primero debemos mirarnos a nosotros mismos. Si somos una persona que es sensible, amable, que apoya, que escucha, que se cuida físicamente, que cuida su alimentación… eso es lo que vamos a atraer. Sin embargo, si somos disfuncionales y estamos en lucha constante,  eso mismo conseguiremos. Es tan importante encontrar a alguien como nosotros como ser como alguien que queremos encontrar. Veamos estas ideas más desarrolladas para lograr establecer una relación de pareja feliz y con bienestar.

1. Sé el tipo de persona que te gustaría encontrar – buscar pareja

Necesitamos ser el tipo de compañero que queremos encontrar. Si no lo hacemos, atraeremos a alguien que no queremos hallar. Por ejemplo, si nos gusta las personas que son saludables y que se cuidan, debemos cuidarnos nosotros también. Buscar algo que no hacemos nosotros, no suele funcionar. Esto no es una garantía absoluta. Pero la forma de evitar estar sumergido en una relación disfuncional es ser aquello que buscamos. Si no lo eres, puede que lo consigas, pero no durará mucho tiempo. Se acabará rápidamente. Esto también podría aplicarse a las amistades. Si nos gusta cuidarnos, no costará tolerar a aquellas personas que no lo hagan y compartiremos menos cosas en común. Simplemente no será muy atractivo para nosotros, y cuando ocurra, estableceremos límites y distancia con esas personas. Poco a poco nos iremos alejando hasta que la relación se disuelva.

Lo que una persona hace para agradar y cuidar al otro, es indicador de lo que busca para él

 

 

Cada uno de nosotros funciona dentro de una burbuja de conductas metafóricas. Indica las reglas de cómo nos tratamos a nosotros mismos y a los demás. Por ejemplo, si somos severos cuando cometemos errores, también lo seremos con los demás. Cuando establecemos relación y vínculo afectivo con alguien, dejamos que la gente entre en nuestras burbujas. Nuestros amigos, familiares, pareja entran en nuestra burbuja. Tenemos hijos, y éstos también entran en nuestra burbuja. Cuando los demás lo hacen, empezamos a tratarlos de la manera en que nos tratamos a nosotros mismos. Por ejemplo, una pareja está comenzando una relación. Uno de ellos es muy romántico. Le entrega flores, escribe poesía y le dice muchas cosas románticas y entrañables. Se casan, y las cosas empiezan a cambiar. No es que se haya acabado el amor entre ambos. Lo que ocurre es que un miembro de la pareja está tratando al otro como le gustaría que le tratasen a él. Sin embargo, la otra parte no quiere flores, no quiere poesía… Existe una disonancia en lo que cada uno busca y quiere. Lo que una parte hace con la otra, es indicador de lo que busca para él. Cuando comiences una relación, ten muy en cuenta este aspecto que te estoy explicando.

2. La forma en que las personas se tratan a sí mismas y a terceros indica cómo podrían tratarnos

La forma en que las personas se tratan a sí mismas y a otras personas indica cómo podrían tratarnos a nosotros. ¿Cómo tratan a sus amigos? ¿a su familia?  y, lo que es más importante, ¿cómo se tratan a sí mismos? Cuando cometen un error, ¿se castigan? o son ¿benevolentes?¿Cómo es su diálogo interno?¿va con mi forma de ser? Puede que no sea fácil darse cuenta de eso, pero si observamos, si nos tomamos nuestro tiempo, la verdad se desplegará, y comenzaremos a ver cómo se tratan a sí mismos. Entonces comenzaremos a ver cómo interactúan con nuestro mundo. Cuando alguien los hace daño ¿se enojan y se enfadan? Cuando pasan por un suceso desagradable  ¿cómo se tratan? No es tan difícil de entender; solo requiere tiempo. Así que vamos a darnos tiempo. Esa es probablemente una de las cosas más importantes que podemos hacer. Cuanto más tiempo nos demos para conocer a alguien antes de decidir si es nuestro compañero, mejor irá la relación.

3. Imprescindible darte tiempo. El amor nos hace magnificar e idealizar a la otra persona – buscar pareja

No vamos a entablar una relación seria con otra persona, si ésta nos trata mal. Pero si es muy importante, saber cómo se tratan a sí mismos. Si se están tratando mal a sí mismos, de una manera u otra, tarde o temprano se proyectará a nosotros. Tenemos que ser honestos. Muy a menudo veo que la gente espera poder cambiar el mal comportamiento de sus parejas. Es mucho mejor asumir que lo que esté sucediendo va a seguir siéndolo o incluso puede empeorar. Nadie cambia por nadie. Si no se cuidan, si gritan a la gente con demasiada frecuencia, si están atrapados en su trabajo y existen aspectos que no nos gustan, probablemente será su camino por mucho tiempo. No podemos cambiar lo que la otra persona no quiere modificar.  Me dedico tratando de ayudar a las personas a cambiarse a sí mismas porque me mantengo neutral mientras ellas deciden y trabajan para hacerlo. Pero en una relación con alguien con malos hábitos, cualquier motivación para cambiar su comportamiento debe provenir de esa persona y no de otra.

Mire qué relación tiene y pregúntese: “¿Quiero pasar mi vida con esto o espero cambiar a mi pareja?  Tenga en cuenta que con casi toda probabilidad no sea la persona perfecta para usted si desea que su pareja sea diferente.

Si podemos vivir con las diferencias del otro, si podemos vivir con la parte que no nos gusta, entonces genial. Si no podemos, debemos decidir si permanecer en la relación o no.

4. No te aferres a viejas relaciones – aprende a estar solo

Otro error común que veo es que, mientras las personas buscan al compañero adecuado, se aferran a una vieja relación. Lo que la mayoría de las personas hacen es permanecer en viejas relaciones que no van a ninguna parte mientras esperan encontrar otra. Es saludable estar soltero. Es bueno para ti estar solo y disfrutar de esa soledad. Cuando estamos solteros y podamos estar en ese estado, no vamos a sentir pánico ni a tomar malas decisiones. Tenemos que ser felices con nosotros mismos antes de encontrar a nuestro compañero. Si no podemos estar solos, entonces probablemente no seamos capaces de amar de forma sana y saludable. Partes de carencias e intentar solventarlas en la pareja.

 

 

Buscar pareja - no pretendas cambiar al otro. Acéptela tal y como es

Buscar pareja Рno pretendas cambiar al otro. Ac̩ptela tal y como es

 

 

5. Observa a la persona que te interesa. Mira cómo actúa – buscar pareja

La pasión con la que hacemos las cosas, atrae a los demás. Al participar en lo que nos gusta hacer, atraemos a otros que son similares a nosotros. Pero tenemos que estar haciendo cosas, disponibles y conociendo a otras personas. Al hacer lo que disfrutamos, somos auténticos. Presentamos a los demás una imagen real de nosotros mismos.

Diferentes tipos de actividades atraen a diferentes personalidades. Una convención de Star Trek atrae a una multitud diferente a la de un retiro de meditación . Necesitamos disfrutar de nuestras pasiones y cuando lo hagamos, mirar alrededor y ser amigables con el resto de personas. Nunca sabemos a quien o quienes podemos encontrar. La gente necesita estímulos. Las personas se acercarán a ti, si les das una pequeña sonrisa o algún indicio de que está interesado; De lo contrario, mantendrá distancia. Si deseas atraer a alguien, se amable y gentil. Indica con tu cuerpo y tu cara que estás interesado.

Tomate tiempo observando a la persona que te interesa. Mira cómo actúa. Observa cómo es él o ella y luego decide si este es el tipo de persona con la que queremos pasar el tiempo y conocerlo mejor. Si no, aléjate.

6. Usa amigos para expandir tu círculo de relaciones – buscar pareja

La segunda forma en que podemos conocer gente es a través de nuestros amigos y otras personas que conocemos. Tenemos que hacerles saber que estamos interesados en ampliar relaciones. Ir a una cita a ciegas puede ser aterrador, pero conocer a alguien a través de amigos no tiene por qué ser una cita a ciegas. Dejar que nuestros amigos y seres queridos nos ayuden es una buena manera de encontrar pareja porque nos conocen muy bien. Pero tienes que decirles a tus amigos que te gustaría comenzar una relación.

7. Estar abierto al uso de Internet – buscar pareja

Utiliza Internet. Sé que a algunas personas no les gusta recurrir a la web para buscar pareja. Puede ser una muy buena opción. Internet se ha convertido en una forma muy efectiva de encontrar parejas. Cuando lo use, publique tanta información sobre usted como sea posible y luego busque personas que también tengan mucha información sobre sí mismos. Estamos buscando a alguien como nosotros. Pero si solo decimos “cordial y simpático” o “soy agradable“, no hay nada que las personas puedan captar más allá del nivel superficial. Si sus perfiles son detallados y también lo son los de sus compañeros potenciales, puede tener una mejor idea si será una buena persona para ti. Busca la profundidad y una semejanza en los intereses. Al hacer que nuestros perfiles sean lo más detallados posible, hacemos posible que el otro nos encuentre.

Cuando encontramos a alguien que parece compatible a partir de una descripción, debemos hacer muchas preguntas antes de reunirnos en persona. Aunque Internet permite que las relaciones se desarrollen muy rápido, será mejor para nosotros si nos tomamos nuestro tiempo para conocer a otro. Necesitamos tomarnos tiempo. Asegúrate que la otra persona es sincera porque la gente miente, e Internet hace que sea más fácil hacerlo.

7.1. El factor clave de las citas por Internet es encontrar la mayor cantidad de información posible

Comparte en tu perfil gustos, aversiones y esperanzas para el futuro. La mayoría de los sitios de citas te permiten usar filtros para elegir lo que quieres o no quieres en la otra persona, lo que también aumenta tus posibilidades de encontrar la pareja adecuada. Pero si somos excesivamente discretos más tarde podría traer problemas u obstáculos a la relación. Por ejemplo, si comienza a salir con una persona pero no menciona que quiere tener hijos en el futuro, puede temer que la persona no siga saliendo con usted si descubre que quiere tener hijos. Necesitamos publicar toda nuestra información para no tener decepciones ni desilusiones. Por otro lado, sea cauto y explique aquello que se pueda contar.

Las citas por Internet han funcionado para mucha gente. Lleva tiempo encontrar el ajuste correcto. Si quieres encontrar el vestido perfecto para un baile, probablemente tendrás que ir a varias tiendas. Es lo mismo con encontrar un compañero. De la misma manera, puede quitarse un vestido del estante, mirarlo, probarlo y estudiarlo. Haga lo mismo con conocer gente. Hacer preguntas le ayudará a descubrir una gran cantidad de información que necesita saber antes de reunirse en persona. Si encuentra que tiene mucho en común, proceda. Internet puede ser una herramienta muy efectiva si la usamos bien. Modifica tu actitud hacia Internet y aprovéchalo como herramientas para conseguir tus objetivos.

8. Aprende a vivir y disfrutar la soledad – buscar pareja

Dios o el Universo para ayudarnos a hallar lo que estamos buscando. Cuando estamos en un buen lugar, cuidándonos a nosotros mismos, Dios y/o el Universo, nos ayudan a encontrar lo que estamos buscando. No tenemos que estar solos en esto. Cuando estés cómodo en soledad, todo se sincroniza para ayudarnos a avanzar hacia la búsqueda de lo que necesitamos. Pero, tenemos que confiar. Podemos aumentar esa confianza estando cómodos con estar solos y ser solteros hasta que encontremos a nuestro compañero de viaje. las. Nos tiene que gustar nuestro tiempo a solas, ya que estamos buscando personas para viajar con nosotros en la vida. Con este equilibrio, el universo nos ayudará a encontrar la pareja y las amistades que sean mejores para nosotros.

Recuerda estos dos aspectos fundamentales cuando busques pareja. Primero, sé la persona que te gustaría encontrar. Segundo, encuentra a alguien que sea lo más parecido a ti como sea posible. Cuando hagas esto, encontrarás bienestar y una relación armoniosa.

 

9. ¡Reserva consulta conmigo!

 

 

Cargando ...

Pin It on Pinterest